Cómo organizar una mudanza

Cómo organizar una mudanza: Consejos y pasos

Sabemos que organizar una mudanza no es algo sencillo, y para muchas personas supone una época de estrés o incluso una pesadilla. Ya sea porque te cambias de piso o porque has comprado la casa de tus sueños, hacer una mudanza que necesita organización y una serie de pasos para llevarla a cabo.

Cómo organizar una mudanza paso a paso

A continuación, te contamos cómo organizar una mudanza paso a paso y también algunos consejos para hacer una mudanza (y terminarla feliz).

1. Haz una lista de tareas

El primer paso antes de ponerse a organizar una mudanza es hacer una lista de tareas de todo lo necesario. Contratar una empresa de mudanzas o un camión (si es necesario), alquilar trasteros para mudanzas (por ejemplo, si tienes que dejar el piso de alquiler antes), comprar cajas y bolsas para la mudanza, dar de baja los suministros de la vivienda…

Una buena organización previa hará que la mudanza sea más sencilla y no te saltes ningún paso o detalle.

2. Ordena las pertenencias y haz limpieza

Llega el momento en el que tienes que decidir qué va a la nueva casa y qué objetos se quedan, se venden o se tiran. Una mudanza es un buen momento para hacer limpieza. Esos cables que tienes guardados, zapatos viejos, vajilla que está mal…o incluso muebles demasiado grandes para tu nuevo hogar.

Una vez que tengas claro qué llevarte en la mudanza, organiza todas las pertenencias. Por ejemplo, junta la vajilla, la ropa de cama, los abrigos, material de oficina, etc.

3. Empaqueta en orden y por habitaciones

Elige bien las cajas, las bolsas herméticas y todo lo necesario para guardar tus pertenencias, y comienza a empacar por habitaciones.

Al acabar una caja, déjela en un lugar que no moleste y pon nombre de la habitación a la que debe ir y qué hay dentro. Esto te ayudará a la hora de desempacar.

4. Prepara una maleta con lo necesario

Hacer una mudanza lleva su tiempo, no es algo que se termine en un día. Es recomendable hacer una maleta con algo de ropa, documentación, pijama, cosas de aseo, etc. De esta forma tendrás todo lo necesario a mano los primeros días.

 5. Realiza la mudanza en fin de semana y pide un día en el trabajo

Si tienes que pedir un día libre en el trabajo por mudanza, recuerda hacerlo con al menos 15 días de antelación. Además, si puedes hacer la mudanza en fin de semana irás más tranquilo y podrás hacer todo de forma más cómoda.

Consejos para hacer una mudanza

Ahora que ya hemos visto los pasos para organizar una mudanza, te damos algunos consejos antes de hacer la mudanza.

Revisa el espacio disponible y piensa cómo quieres que sea

Antes de llenar el espacio en tu nueva casa, es recomendable que analices bien los metros disponibles de cada habitación. Si te mudas a una vivienda más pequeña no cabrá todo y tendrás que priorizar muebles u objetos.

No llenes la habitación hasta arriba de objetos y quédate con aquellos que necesitas de verdad o que hacen tu vida más cómoda. Hacer una mudanza es un buen momento para vender muebles en tiendas de segunda mano, hacer una limpieza de ropa o de objetos que ya no uses, y quedarte con aquello que quieres en tu nueva vida.

Además, antes de organizar la mudanza es recomendable que visualices cómo quieres que sea el nuevo espacio, conocer los límites e imaginar tus pertenencias en la casa.

Organiza las pertenencias y objetos

Una vez que tenemos claro qué llevar a la nueva vivienda, es momento de organizar todo bien. Clasifica las cosas que vayas a guardar y llevarte en la mudanza, por ejemplo, ropa de cama, abrigos, zapatos, vajilla, elementos de oficina… todo ordenado.

De esta forma no solo estará todo más organizado durante la mudanza, sino que también será más fácil a la hora de desempacar.

Empaqueta bien y utiliza cajas apropiadas

A la hora de organizar una mudanza no queremos que se rompa nada por el camino o que llegue en mal estado. Por eso, todos los utensilios de cocina, copas y vajilla deben ir bien envueltos en papel de burbuja o papeles de periódicos. Ten en cuenta las cajas que usas, que sean resistentes (pues son objetos que pesan) y que no se muevan dentro de la caja.

Además, hay que guardar correctamente la ropa, cortinas, sábanas y cualquier textil. Lo más recomendable es usar bolsas grandes y sellarlas o empaquetar la ropa en grandes cajas de plástico herméticas.

No hay que olvidarse de los grandes y pequeños electrodomésticos. Todos ellos deben ir embalados en cajas resistentes (al menos los pequeños electrodomésticos) y sobre todo con las esquinas protegidas por plásticos para que no rocen con nada.

También es recomendable que cada caja esté marcada con lo que hay dentro. Esto te ayudará a identificar qué contiene o a qué habitación tiene ir. Quizás pienses que te acuerdes de qué es cada caja sin marcarlo, pero cuando empiezas a hacer cajas… verás que es mejor tenerlas organizadas y bien nombradas.

Haz una limpieza a fondo antes de desempacar

Antes de empezar con la mudanza como tal y llevar todo al nuevo hogar, es muy recomendable hacer una limpieza total. Deja el piso totalmente limpio, pasa el aspirador, limpia el suelo, las ventanas, el baño y cocina, todo lo necesario.

De esta forma, cuando llegues podrás comenzar a desempacar todas las cajas y los electrodomésticos se podrán instalar directamente.

Realizar una mudanza es una tarea difícil y bastante agobiante, por ello desde Cubbe queremos ponértelo más sencillo poniendo a tu disponibilidad trasteros y guardamuebles en Zaragoza. 

No hay comentarios

Deja un comentario

doce + dieciocho =